jueves, 6 de diciembre de 2007

Expocómic 2007

Photo Sharing and Video Hosting at Photobucket


Un año más y otro Expocómic que queda atrás...cómo pasa el tiempo, leches.

Este año era para mí la tercera vez que acudía a este salón del cómic de Madrid y la primera que lo hacía en solitario (lo que significa cargar con las bolsas yo solo...). Asistí el viernes por la mañana para evitar aglomeraciones, lo que me supuso un bonito madrugón para coger el bus en Toledo y llegar al recinto sobre las 10 y media.

La primera sorpresa del día la supuso el puente, o más bien su ausencia. Ahora da gusto cruzar desde el metro hacia el recinto de la Casa de Campo, apenas pasan coches y no te juegas el cuello en esa estructura infernal que había antes. La segunda sorpresa fue el no-cómic de regalo con la entrada, el nº1 de la revista MAD...yo que esperaba algo como el año pasado, iluso de mí.

Como tenía toda la mañana y mis únicos eventos fijos eran la mesa redonda sobre traducción, las firmas de por la mañana y el trivial DC de por la tarde, decidí tomármelo con calma y dar una vuelta por todo el pabellón mientras iba tomando nota de las posibles futuras compras. Quizá porque había menos gente que cuando fui los dos años anteriores, me pareció que este año los puestos estaban en general un poco más desangelados de lo normal. Esta impresión se acentuaba un poco cuando mirabas para arriba y veías las exposiciones montadas tan a pelo.

Con no mucho retraso comenzó la mesa redonda sobre traducción en la que participaban veteranos como Lorenzo Díaz o Gonzalo Quesada. Debo decir que me defraudó bastante, y no sólo porque no hubiera ronda de preguntas, sino porque consistió básicamente en que cada uno de los cuatro participantes contaba alguna anécdota sobre el tema que el moderador (Julián M. Clemente) proponía. Quizás fuese porque esperaba que hablaran más sobre la profesión en el mundo del cómic o porque prácticamente todo lo que dijeron ya lo sabía de antemano (servidor también es traductor), el caso es que me sentí un poco decepcionado por la mesa redonda.

A continuación era tiempo de firmas y pude conseguir que Hester y Parks me firmaran un ejemplar del Green Arrow de Norma (Los muros de la ciudad) y que Hester me hiciera una chulada de Speedy. Podría haber conseguido un dibujillo de Parks también, pero preferí cederle mi turno a la chica de detrás para que también ella se llevara un dibujo consigo. El desarrollo de las firmas no fue malo, aunque sí mejorable, y podía haber sido mucho peor de haber habido más gente.


Algo después de las firmas tuvo lugar la presentación del piloto de una serie de animación española, Puiu, que contó con el apadrinamiento de Santiago Segura y de Joaquín Cortés. Me dio bastante pena ver al creador de la serie y a parte de equipo técnico intentando presentar la serie y que la prensa hiciera preguntas sin que los presentes fueran capaces de preguntar nada que no tuviera nada que ver con los dos famosos presentes (preguntas que muy oportunamente atajó el creador de la serie, visiblemente cabreado). Al final tuvo que ser el propio Segura quien hiciera preguntas acerca del argumento o la producción para que pudiera hablarse de la serie. Muy triste comprobar que la prensa que acudió no fue capaz de interesarse por lo que se presentaba y ni tan siquiera de hace preguntas tan simples como "¿De qué va la serie?", "¿Por qué han contado con X para tal papel?" o "¿Qué tipo de animación va a emplear?". Bastante lamentable.

Tras la comida, subí a ver las exposiciones, las cuales compensaban con su contenido la falta de vistosidad en su presentación. De lo que había por allí arriba, destaco la exposición de los primeros cómics americanos llegados a España, muy interesante tanto para conocer las publicaciones y técnicas de la época como para poder observar las vueltas que tenían que dar los traductores para evitar nombres americanos. Así, Félix el gato se convertía en Paco Morronguis, el gato travieso, o Goofy en Tribilín.
En la misma planta de arriba se vendían originales y poco me faltó para darme cabezazos contra la pared cuando vi páginas de Parks y Hester a 20€, ya sin presupuesto para haberme podido llevar una con Green Arrow, Speedy y Ladrillo.

Antes del Trivial DC tuve la oportunidad de conocer brevemente a Conner y a los chicos de +Q Cómics y de envidiar su suerte por haber podido hablar con Humberto Ramos y conseguir un dibujo suyo. El Trivial comenzó con un retraso de más de 20 minutos y acabó durando cerca de una hora y cuarto. Como no llevaba pareja de juego me emparejaron con otro chico que también iba solo y, tras un comienzo titubeante, conseguimos hacérnos un hueco en la emocionante ronda relámpago de desempate. Ni que decir tiene, modestia aparte (^^), que nos llevamos la ronda y el premio, que consistía en un lote de tebeos de Norma. Por cierto que todavía estoy esperando a que mi compañero me mande la foto con el premio...

En resumen, un salón entretenido y que en general me dejó buen sabor de boca. Espero que el año que viene siga la tendencia a mejor y el Expocómic siga creciendo y mejorando con cada nueva edición.


Lo mejor:
- El vídeo de Conner sobre el Expocómic.
- Los chicos de la revista Maverick y dicha revista.
- Las ofertas.
- Phil Hester y Ande Parks. Dos pedazo de artistas y dos excelentes personas.
- El trivial DC, además de divertido, ganamos...¿qué más se puede pedir?
- Tom Welling xD
- Santiago Segura haciendo las preguntas en la presentación de Puiu ante la falta de ganas (o la ineptitud) de la prensa que acudió.

Lo peor:
- La MAD T_T
- Las exposiciones tan poco vistosas en su presentación.
- La cola única para Hester y Parks y la poca consideración de la gente, haciendo que en la misma cola unos se llevaran dos dibujos y hubiera quien se tuvo que ir con las manos vacías. Cuando hay 30 personas para un autor, es comprensible. Pero cuando hay menos de 15 para dos, no. Un poco más de solidaridad, especialmente con la gente que acude de fuera y con el tiempo justo.
- Los retrasos. Retraso en la mesa redonda=no hay intervención del público; retraso en la mesa redonda -> retraso en las firmas=menos tiempo para que los autores atiendan a los aficionados; retraso de más de 20 minutos en el Trivial=retraso en la actividad siguiente y cabreos varios.
- La falta de zonas para descansar. O te sientas en el suelo donde puedas o en las escaleras que suben a las exposiciones.
- La prensa rosa y la prensa en general por su comportamiento y su falta de oficio en la presentación de Puiu.

No hay comentarios: